5 de octubre de 2014

6131.- CORRER VELOS, VENCER LA TENTACIÓN DEL ODIO



6131.- CORRER VELOS, VENCER LA TENTACIÓN DEL ODIO

 Para ser liberados tenemos que liberar, es decir, hay que perdonar. Es el camino mas duro, difícil, implica un verdadero sacrificio y una real renuncia a sí, pero es el camino verdadero.

 Si perdonamos a esa persona que nos molesta, que tenemos en frente, que nos hace padecer o que su sola presencia nos irrita, podemos ver mas allá y comprender otras realidades.

 Vamos a ver que detrás de ésta hay otra, es decir, ésta que nos molesta esta siendo manipulada por otra persona. Otras veces es presionada y maltratada, entonces, se hace una cadena porque nos hace lo mismo a nosotros.

 Por ejemplo, vemos a los políticos tiranos que nos oprimen y esclavizan, comprobamos a diario sus inmundicias exageradas y padecemos sus maldades. Es bueno ver para saber y entender, porque aun hay quienes se dejan seducir y los adoran.

 Viendo, conociendo y comprobando lo que son, tenemos que soltar, perdonar haciendo un verdadero esfuerzo y un real sacrificio, negándonos a nosotros mismos. Una vez que esto hacemos, podemos ver que hay detrás.

 Liberados del odio, venciendo la tentación del odio, vemos que estos políticos traidores a Dios y a la Patria, son manipulados por esas sectas masónico-infernales a las que pertenecen y responden a sus intereses.

 Ahí el odio se vuelve contra estas organizaciones perversas y satánicas, pero debemos ver mas allá haciendo lo mismo, una vez que conocemos toda esa inmundicia infernal, perdonar y liberarse de la tentación del odio.

 Ahí se corre otro velo y vemos que todo depende de un imperio siniestro que tiene su sede o asiento en londres, inglaterra. Repitiendo el proceso de conocer y vencer la tentación del odio perdonando, podemos ver mas allá aun.

 Ahí se corre otro velo y vemos que en realidad todo depende del infierno y estos son solo capas de responsabilidad porque cada uno colabora con satanás y con la muerte eterna, nuestros antiguos enemigos a vencer.

Tiranía del odio:

LA TENTACIÓN DEL ODIO (I):

LA TENTACIÓN DEL ODIO (II):

No hay comentarios.:

Publicar un comentario